Usamos cookies para ofrecerte un mejor servicio, en ningún caso usamos tus datos para nuestro beneficio personal o para venderselo a terceros. Si continúas navegando aceptas nuestro uso de las Cookies. Más información

DIARIO DEPORTIVO REGIONAL DE LA COMUNIDAD DE MADRID

2ª Aficionados > Grupo 3 > Jornada 8

8ª Jornada - Crónica: RCD Espanyol de Madrid 2 - 1 EF Los Pinos de Moratalaz (Temporada 2018/19)

Autor:
06-11-2018

 

Fin a la racha de victorias consecutivas y vuelta a la realidad de un equipo, cuyo principal objetivo debe ser la permanencia

 

Crónica realizada por /// EF Los Pinos de Moratalaz

 

Mañana soleada la que esperaba en la Dehesa de la Villa, tocaba de nuevo jugar en un campo de tierra, campos siempre complicados donde los equipos que practican un fútbol de toque sufren.

1ª Parte

La primera parte empezó con los dos equipos tanteándose, mucho balón en largo y contundencia por parte de las dos defensas. El campo no permitía un juego de toque por lo que los dos equipos optaron por llevar el balón a portería rival por alto.

La E.F Los Pinos de Moratalaz disponían de alguna ocasión más clara, tiros flojos desde la frontal del área fueron la mayor sensación de peligro, pero al menos el Espanyol de Madrid no se acercaba a las inmediaciones de la portería de Pacheco.

La rapidez del campo y los botes, provocaron ciertas entradas duras en las que los jugadores de Los Pinos llegaban tarde y el árbitro castigaba rápidamente con amarilla, así en el minuto 33, Bojan, que ya tenía amarilla, mide mal y llega tarde a una disputa y el árbitro, sin dudarlo, le muestra la segunda amarilla y los visitantes se quedan con 10. Una hora de juego por delante y Los Pinos se quedaba con uno menos, otra vez a remar y a correr todavía más.

La primera parte terminó sin goles, los locales con uno más no conseguían generar peligro y los visitantes, cada vez más cansados, aguantaban y conseguían finalizar alguna jugada que otra

E.F. Los Pinos de Moratalaz

RCD Espanyol de Madrid

2ª Parte

La segunda parte comenzó de una manera muy distinta, el Espanyol de Madrid, un equipo muy necesitado de puntos, jugando en casa y contra 10 tenía la idea muy clara de apretar desde el inicio, nada más sacar de centro Los Pinos, la forma en la que presionó su delantero, debió de ser una clara indicación para los chicos de verde de las intenciones del rival.

En el primer tramo de la segunda parte, con uno menos la E.F. Los Pinos de Moratalaz seguían buscando la portería rival, pero poco a poco el Espanyol de Madrid se sacudía el peligro y lanzaban contraataques que empezaban a generar desajustes en la defensa visitante.

Así ya en el minuto 75, desajuste defensivo de Los Pinos, que permiten filtrar un pase entre la defensa, para que el extremo  local gane la espalda al lateral de Los Pinos y cruce el balón ante la salida de Pacheco, gol que hunde anímicamente a los chicos de verde y hacen creérselo a los locales.

5 minutos más tarde, un pase sin peligro hacia el portero visitante, se convierte en una acción peligrosa, debido al mal estado del terreno de juego, un mal control significaba un gol en contra y así sucedió, mal control del portero visitante que al ver al delantero del Espanyol venir a presionar intenta quitarse el balón de encima, con tan mala suerte, que el balón rebota en el delantero y se introduce en la portería, 2-0 y partido casi sentenciado, con uno menos y 10 minutos por delante, los chicos de Los Pinos tenían muy difícil la reacción. 

La premisa de no jugar en corto en nuestra zona de inicio se rompió, el equipo rival es listo y sabe que cuando un equipo intenta jugar desde atrás en este campo, está muerto. Hace falta una calidad técnica exquisita para ser capaces de combinar en este tipo de campos, pero aparte debes ser capaz de sobrepasar la presión de un equipo que ha olido sangre y que ve una victoria cerca. En este caso el error técnico es más que asumible, en una situación así es muy fácil hacer un mal control, el error viene en la idea de intentar jugar en un campo donde no se puede, al final los errores se pagan y el querer jugar donde no se puede, te lleva a perder la oportunidad de puntuar.

Ya en los minutos finales, Los Pinos sacó el orgullo que tienen y consiguieron encerrar en su área a los locales, jugando con uno menos. En este asedio, varias faltas y saques de esquina provocaron hasta 3 remates al largero, en uno de ellos Obama conseguía marcar el 2-1 y recortar distancias, pero era ya el minuto 89 y no daba tiempo a la reacción final.

Con 2-1 y en el tiempo de descuento, otro balón al larguero que bota en la línea de gol privó a la E.F. Los Pinos de Moratalaz llevarse un empate que, por lo visto en el campo, hubiera sido lo más justo, pero el futbol es así, unas veces entra y otras no.

Ficha del partido

Ajax Spinner